La Fotografía y el Arte

Aspecto de la Feria de FotografÌa DFOTO

La Fotografia y el Arte…una discusión recurrente y que da lugar a infinidad de argumentaciones a favor y en contra: qué es el Arte, cuando una fotografía debe ser considerada Arte y cuando no, por qué algunas fotos alcanzan precios astronómicos y otras, de muy parecida factura, ni siquiera cuelgan en una galería.

Recuerdo que a finales de 2014 se entabló una discusión en el periódico The Guardian entre los críticos de Arte Jonathan Jones y de fotografia Sean  O´Hagan en torno a esta cuestión, la Fotografia y el Arte. La fotografía de Peter Lik “Phantom” acababa de venderse por la astronómica cifra de 6,5millones de dólares. Jonathan Jones escribió un articulo en el que se cuestionaba, no sólo el valor como obra de arte de esa foto, sino de la Fotografia en su conjunto. Hablaba de las nuevas técnicas de manipulación que los ordenadores permitían y el uso nostálgico del blanco y negro en una bella escena de la naturaleza…”el fotógrafo no aporta nada de valor a lo que había allí. Esta fotografía de 6,5 millones será la más cara de la Historia, pero es una fotografía de muy poco gusto,  semejante a esos posters trillados que abundan en hoteles pretenciosos”.

Sean O´Hagan le rebatió poniendo sobre el tapete infinidad de fotografías que cuelgan en los más prestigiosos museos del mundo.

Todo esto no lo traería a colación de no ser porque las noticias nos anuncian un nuevo milagro artístico “Potato #345” de Kevin Abosch vendida por 1 millón de dólares.

Aspecto de la Feria de FotografÌa DFOTO

Aspecto de la Feria de FotografÌa DFOTO

Todavía recuerdo la época en la que San Sebastián acogió varias ediciones de Dfoto (cuyas fotografías acompañan este post). Cada año salía de la Feria pensando que si bien algunas de las fotografiáis expuestas eran realmente maravillosas, otras en cambio no merecían ni de lejos estar colgadas en sus paredes, ni el valor que marcaba su galerista.

Pero, hasta qué punto Arte y Dinero están relacionados. Un amigo mío es categórico: “todo objeto cuyo propietario o “artista” exhibe como obra de arte y otros están interesados en ello hasta el punto de ofrecerle dinero, es una obra de arte y su valor, el dinero pagado”.

Dando por válida esta reflexión, Existen muchos millonarios por el mundo, gente con pasta dispuesta a permitirse una extravagancia con el único perverso propósito de determinar el valor de una obra de arte. Todos estamos de acuerdo en el valor artístico de “El Grito” de Van Gogh, pero sólo “un coleccionista anónimo” en el de Potato#345…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *